Bitácora de Aurora Pimentel Igea. Crónicas de la vida diaria, lecturas y cine, campo y lo que pasa. Relatos y cuentos de vez en cuando.

domingo, 1 de febrero de 2009

Vida perra. VII) La otra / No es nada personal


No me lo esperaba. La vida era clara. Pero ha aparecido alguien. Y hay que saber quién es quién y dónde estamos cada uno.

Tana, cachorra de 2 meses, boxer. Brinca y no para un momento, salvo cuando duerme. Me sigue a todas partes. Sigue a mi ama a todas partes. Y no acaba de entender que aquí la antigüedad es un grado.

Mi ama está preocupadísima, quiere que nos llevemos bien.

Pero no es eso, Ama. Y Jesús Dorda te lo ha vuelto a recordar, gracias.

Porque me da igual su tamaño, que sea cachorrita. Si no asume su posición de sumisión ante la perra más mayor, cuando crezca podremos tener un problema, enfrentarnos de verdad. Por eso me porto así. Es mejor ahora, Ama.

La ignoro la mayoría de las veces.
La ladro cuando se acerca demasiado.
La saco los dientes si se acerca a mi comida o me sigue.


No tengo celos, no es envidia. Y ella tampoco me guardará rencor por un ladrido o un bufido. El mundo de los perros es más simple, Ama. Estará ella más cómoda también si sabe dónde está y su lugar, si no hay dudas desde el principio. No hay afectos y no nos hacemos daño, tal y como tu entiendes ambas palabras, afectos y daño.

No hay nada personal. Sólo perruno.

Tenemos que saber simplemente quién manda más, quién un poco menos y quién es el último. El jefe de la manada y luego todos los demás, que siguen una jerarquía. Come mi ama, como yo y luego comerá Tana. Llega mi ama y debe saludarme a mí primero, aunque Tana se haya meado.

Si la das atención primero a ella, Ama, no es que me duela, es que me sacas de mi posición. Me lo haces más complicado, y a ella también.

Es una cuestión de poder, Ama, cambia el chip.

Nota de Aurora: Agradezco mucho a Jesús Dorda sus consejos. Y a cualquiera sobre cómo demonios hago para que la perrita aprenda a hacer sus necesidades fuera. Siempre he tenido perros adultos. Tengo jardín y Olimpia siempre me pide salir, además de que andamos fuera todos los días. Pero con un cachorrito ¿cómo se hace? ¡Y a no morder cables, se va a electrocutar!
La foto es de mi sobrina, Marta, con Tana en sus brazos y Oli detrás. Ayer chuletón y compañía. Gracias prima, Agustín, Carlota, Katia y Marta, por supuesto.

8 comentarios:

Toi dijo...

siempre he defendido que ni los perros caseros ni los gatos son "solo" animales
quien me entiende me entiende

bienvenida pues

bate dijo...

Por mucho que duela,hay que pegarle un toque, debe saber quien manda, desde el pimer momento,como tú bien dices.

Antonio Azuaga dijo...

Pienso lo mismo que Olimpia; yo, gracias a Aristóteles y a Tomás de Aquino; ella, porque sí, porque el libro de texto de la naturaleza lo lleva puesto. Ella entiende a la perfección el orden de las cosas; a los hombres, sin embargo, tienen que explicárnoslo todo.

En cuanto a la pequeña, técnicamente no deja de ser un pequeño “orco” –como los nuestros– que vive a lo bruto. Pero, descuida, aprenderá –antes que los nuestros–: te bastarán tres o cuatro guiños de aplauso o desagrado, según convenga, para que haga lo que tiene que hacer en donde debe, y deje de insistir en lo que no debe hacer en donde no.

En consecuencia, nada complicado. Nosotros sabemos lo que somos y ellos son lo que ya saben ser. A veces, hasta nos imitan. ¡Perruna sabiduría!

Un beso.

Máster en Nubes dijo...

Gracias Toi. Que animal viene de ánima lo da hasta la palabra. Ahora bien, en este momento me estoy acordando de los muertos de Tana que se ha meado por 9ª vez? en el día...

Un abrazo cálido desde la nieve

Máster en Nubes dijo...

Gracias, Bate, por esta visita y las otras. En vez de pegar la grito y la saco fuera, al frío de la nieve. Pero no lo entiende. Y en cuanto entra, otra vez. Esto está siendo muy interesante.

Máster en Nubes dijo...

Antonio, siempre tan atinado. Que tú, por Aristóteles y Santo Tomás, sepas lo que Olimpia sabe sin saber me ha encantado.

Aquí la que no se entera soy yo, como es evidente ;-)Ni por unos ni por la otra (naturaleza, digo).

Y la orco, porque es un orco, tan feliz. En su inconsciencia. Da unos brincos que te tronchas. Cuando no se hace pis. O muerde todo. Libros, cables, mis calcetines, toallas. En fin.

El tema es que yo sea la líder de esta peculiar manada, que me cuesta, la verdad.

Viene mi hermano y con una voz, todo en orden. Pero yo... soy una blanda o tengo la voz suave, ya ni sé.

Jesús Dorda dijo...

Algún consejito para educar a Tana:

- No te molestes en regañarla si encuentras la faena ya hecha y no en el momento de hacerla. No vale de nada. Tampoco restregarle el morro y esas cosas que suelen decirse.
- Si la pillas "in fraganti" la agarras del cuello sin dejarla terminar, le dices un enérgico ¡no! y la sacas al jardín. Te esperas un rato para que se relaje y a ser posible que haga "algo".
- Cada vez que lo haga fuera le dices cosas amables y dices su nombre y una caricia para que lo relaciones con cosas agradables. Tampoco hay que montar una fiesta.
- Calcula cuanto tarda entre meada y meada, suelen ser unas dos horas, y cuando lleve algo menos de ese tiempo sin hacerlo, la sacas al jardín. Es un petardo, tendrás que sacarla muchas veces, pero es la única forma. Gran ventaja es tener el jardín al lado de la puerta, no como en un piso.
- Con dos meses no tienen apenas retención ni mucha capacidad de aprender, tres meses ya es un salto cualitativo importante.
- Para los cables se me ocurre una barrabasada: Pon un cable fino conectado a una pila de petaca (4,5 voltios), lo dejas al lado de la lámpara o donde tengas cables habitualmente y dejas que lo muerda sin intervenir. De todas maneras me temo que tienes que desenchufar las cosas por un largo tiempo, es una cosa difícil de controlar.
-Hay una revista electrónica muy maja, Todoperros.com, con una sección de comportamiento muy recomendable. Este es el enlace: http://www.todoperros.com/articulos_categoria_listado.php?categoria=4

Máster en Nubes dijo...

Gracias, Jesús, tomo nota, y creo que hasta voy a hacer lo de la pila ;-) que es ligeramente sádico... pero es que más vale que aprenda así a que se electrocute de verdad.